jueves, 26 de marzo de 2015

Las fuentes de financiación del DAESH

Este artículo en El Confidencial revela la situación difícil que existe en Irak, de la que por supuesto se han aprovechado los pacíficos alianzadores del DAESH:
El Estado Islámico está haciéndose cada mes con decenas de millones de dólares que proceden de los salarios que el Gobierno iraquí paga a funcionarios residentes en ciudades ocupadas por el ISIS como Mosul, la capital iraquí del Califato. Bagdad no ha interrumpido las transferencias de dinero para asegurarse el apoyo local.
Según fuentes gubernamentales estadounidenses citadas por el diario Wall Street Journal, la organización extremista utiliza estos fondos para financiar sus operaciones. Dichas fuentes destacan el complejo ejercicio de malabarismo al que se enfrentan los gobiernos de EEUU e Irak en su campaña para ganar los corazones y mentes de los iraquíes con vistas a una inminente operación militar para reconquistar Mosul, para la que oficiales estadounidenses están entrenando a fuerzas iraquíes.
Por supuesto, la culpa es de EEUU, los cruzados, la Iglesia Católica, Felipe II, el Papa Gregorio Magno, los judíos que condenaron a Cristo y un señor que se había vestido de cura para una fiesta de disfraces y pasaba por allí.

Los que cortan cabezas y hacen ablaciones obligatorias, son inocentes de toda inocencia...